[Prueba] Long test; Citroën C-Elysée HDi 92 Exclusive

Gracias a una cantidad ingente de kilómetros que he podido realizar a esta unidad del Citroën C-Elysée, no he podido resistirme a reflejar un veredicto.

Como primer comentario, su condición natural no lo ha puesto fácil, pero siempre es plato de buen gusto analizar un nuevo coche.

plantilla fotos9Dicho esto, vamos a pasar a enfrentarnos a este Citroën C-Elysée 2015 en su versión HDi 92 Exclusive.

Citroën comenzó en 2013 la producción de este modelo en España, concretamente en su planta de Vigo, desarrollado conjuntamente con su hermano el Peugeot 301, un gran desconocido en nuestro país, ya que es fabricado para países emergentes, al igual que el modelo que hoy nos ocupa, con un estilo “low cost” sobre todas las cosas.

1

El sedán francés presenta un color gris metalizado oscuro que aporta seriedad y elegancia. Su imagen es sencilla pero no por ello renuncia a una presencia correcta.

Por el frente encontramos una parrilla con el logo de la marca conjunta en varios modelos, mientras que por detrás resaltan sus estilizados faros que le dotan de un aire atractivo.

Las llantas opcionales multiradio de 15 pulgadas forman parte del paquete “Exclusive, tope de gama, con el que cuenta la unidad probada.

plantilla fotos4Entre otras cosas, equipa ABS,  Aire acondicionado, ESP, Faros antiniebla delanteros, Fijaciones Isofix de 3 puntos en asientos laterales, Pack Look Cromo, Radio + Connecting Box (Bluetooth + USB + toma audio) Regulador de velocidad y control de crucero, apertura de maletero desde el mando, etc.

En su interior encontramos un estilo en su línea; Sencillo y una presentación correcta.

Dicha unidad cuenta con un motor 1.6 de 4 cilindros en línea turbodiésel que desarrolla 92 CV a 3.500 rpm y la nada despreciable cifra de 230 Nm a 1.750 rpm. Su tracción delantera debe mover la ridícula cifra de 1.165 Kg.

La postura de conducción te permite obtener una buena visibilidad de la carretera por todos sus ángulos y los mandos de su volante manejar lo necesario durante el camino. Si bien contamos con tres esferas para regular la temperatura del habitáculo y una buena cantidad de huecos para dejar objetos, la disposición de sus botones separados para manejar las ventanillas es realmente incómoda e incorrecta.

Además, si hacemos uso del reposabrazos nos va a ser muy incómodo efectuar los cambios de marcha con soltura. Ya puestos a pedir, no habría estado de más dar dos puntadas de costura a los asientos delanteros para que no quede el tapizado colgando en su parte inferior.

plantilla fotos1

Sus plazas traseras son espaciosas y adecuadas para el transporte de pasajeros, no sin encontrar algunos problemas también relacionados con la disposición de botones o la ausencia de huecos en las puertas.

Los asientos (todos) son cómodos y aguantan largas tiradas de kilometraje, y el acceso a estos se efectúa con facilidad. Su maletero de 506 litros es generoso y práctico, suficiente en la mayoría de ocasiones.

Pero, ¿cómo se desenvuelve si le exigimos un poco más?

Empezando por la ciudad, es un coche cómodo de conducir, capaz de circular a muy bajas rpm. Y con un carácter dócil. En los giros cerrados el ángulo de la dirección se hace algo insuficiente debido a su larga batalla, pero el asistente de parking facilita todas las maniobras de aparcamiento.

C-elysée-dimensions

El portón trasero sólo se abre desde el mando y desde un botón en el más profundo inframundo del salpicadero.

Salimos a carretera, y el Citroën se muestra colaborativo a velocidades legales. La rumorosidad es algo elevada debido a la ausencia de aislantes –de manera general en todo el vehículo-, pero el trabajo de las suspensiones y la buena respuesta del pequeño motor hdi le salvan el trasero.

Además, con el control de crucero y tráfico despejado es muy fácil encontrarse a gusto a sus mandos. A todo ello le acompañan sus cifras de consumo, fijadas por lo general en unos más que sobresalientes 4L/100 Km en conducción mixta, con bastante ciudad y una tendencia desordenada. Demonios, ¿estamos quizá ante el coche con mayor aprovechamiento de motor que han pasado por mis manos? Probablemente ante uno de ellos.

plantilla fotos6

La altura al suelo es alta y no encuentras problemas en los resaltos

La soltura con la que se desenvuelve en cualquier situación con tan pequeño propulsor y tan larga carrocería es digna de mención especial. No, no tiene ni la más mínima pincelada de deportividad, ni de emoción, pero el conjunto sabe hacer muy bien su cometido en términos generales, quizá por ello los taxistas – y otros tantos particulares- estén optando por él, además de proporcionar al conductor una adulterada sensación de potencia instantánea a partir de 1.200 rpm.

plantilla fotos2¿Fallos? Por lo que he detectado en su análisis contrastado con hasta 3 unidades diferentes en unos intensos 12.000 kilómetros, tiene tendencia natural a fundir las bombillas delanteras de cruce, así como a una oposición eventual de engranar la marcha atrás.

¿Para qué es ideal? Sin duda una opción a considerar para aquellas personas que busquen un coche económico, de estética moderna y muy bajo consumo, que sea además capaz de transportar objetos y personas con efectividad.

plantilla fotos3La apuesta de Citroën tiene pinta de ser longeva en su catálogo de modelos, ya que por sus características es un gran competidor de sus rivales. De hecho, su actual versión cuenta con faros diurnos Led entre otras modificaciones y actualmente parte de 9.900€.

Si bien hay una gran cantidad de versiones y precios, dependiendo de cuál sea la configuración elegida se convierte en un coche realmente atractivo o “uno más”.

A favor: Comodidad, Consumos, espacio.
En contra: Acabado general, Disposición de los mandos de las ventanillas, Apertura portón trasero.
Autor: Pablo Román.
Fotografía: Jorge Chillón, Pablo Román, Citroën.